de lanzarote al "me estas molestando, hermano" de RdT

Raúl de Tomás.

El Espanyol viajará este mismo domingo a Granada para cerrar la temporada 2021-22. Un curso que no pasará a la historia de la entidad, que de nuevo ha generado desazón en el tramo final y que se ha llevado por delante a Vicente Moreno ya Francisco Rufete. Todo es incierto en el Espanyol, pero Luis Blanco, el técnico que se despide después de actuar de bombero en el tramo final, espera acabar con un mejor sabor de boca y acabar en la 12ª posición.

La finca de Los Cármenes no se lo permite a mi padre por la retirada de la Primera de los nazaríes la temporada 2010-11. De los siete enfrentamientos en la ciudad de la Alhambra, el Espanyol solamente ha perdido dos y ha sido capaz de ganar en tres ocasionespor lo que la nefasta campaña lejos del RCDE Stadium (una victoria y 12 derrotas) contrasta con las buenas vibraciones que siempre ha despertado Málaga.

Dos de los partidos más recordados, con resultados dispares, son los de la campaña 2013-14 y el de la 2019-20, la del descenso. El primero de ellos terminó con 0-1 con Javier Aguirre en el banquillo. Era la jornada 4 y los blanquiazules habían comenzado con fuerza el campeonato. Llegaron a Los Cármenes con un equipo low cost (se buscaron jugadores en Segunda), pero con un rendimiento notable, como se comprobó aquella jornada. El partido acabó con 0-1 con gol de Manu Lanzarote de falta: de hecho, fue el único tanto en Primera en la carrera del jugador nacido en Barcelona, ​​ex de Alavés, Sabadell y Sant Andreu, entre otros.

También ganó el Espanyol por 1-2 en la última jornada de la temporada 2016-17, con Quique Sánchez Flores. Quizás el último momento de alegría del técnico madrileño, que vio como en el mercado el club de Chen Yansheng, ahogado por su límite, se quedó inmóvil y sin capacidad de mejorar el equipo. Tampoco es logro en la campaña 2019-20, tras la clasificación europea. La plantilla del Espanyol se topó con una realidad durísima en la Liga, consumió dos técnicos (David Gallego y Pablo Machín) hasta que Abelardo Fernández salió el rescate.

El Espanyol mejoró en los resultados, pero parte de aquel ascenso en la tabla se cayó de golpe en Los Cármenes. Los blanquiazules se adelantaron por 0-1 con gol de Raúl de Tomás de penalti, despotés de protagonizar aquella escena con Jonathan Calleri por ver quien tiraba el penalti que zanjó con un “me estás molestando, hermano“. Un error de Naldo Gomes propagó el 1-1 en el segundo tiempo y el Granada finalmente remontó (2-1). El Espanyol tiró al traste una oportunidad de asomar la cabeza, y siguió hundiéndose. Ahora ya no puede hundirse, lo que desea es pasar pagina cuanto antes.

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *