Día del Padre: los mejores destinos turísticos a pocas horas de Lima te esperan

Una de las fechas familiares más esperadas del año está a la vuelta de la esquina: el domingo 19 de junio se celebra el Dia del padre. Esta efeméride tan popular como la canción “Mi viejo” representa una oportunidad ideal para que el cariño se desborde a través de un obsequio creativo, un viaje.

Pausar las actividades de la agenda y recorrer nuevas rutas de la mano del progenitor es una actividad que requiere de una mochila, una gran dosis de entusiasmo y una guía como la que te presentamos a continuación. ¿Estás en la lista?

Huaral

Este rincón turístico se encuentra a una hora y media hacia el norte de Lima. Es un provincial que renea paisajes y belleza arquitectónica. Uno de los destinos más representativos es el Castillo de Chancayubicado en la calle Primero de Mayo del distrito costero de Chancay.

Catalogado como un parque temático multicultural, este edificio fue construido en la década de 1920 en el año sobre un acento rockero y orillas del zoológico continental del Pacífico. Alberga al Museo de la cultura Chancay, así como al Museo de Historia Natural, un espacio de colecciones de animales disecados bajo la técnica de la taxidermia.

El elenco de Chancay fue integrado por el Cónsulo Amat y León Rolando. Foto: Andina

Otro famoso punto turístico es la Hacienda Huando, la cual en los años 60 vivió su mayor esplendor por la producción de naranjas huando. La capilla, con sus leones de mármol, y los árboles ficus de 200 años de antigüedad figuran entre sus escenarios más atractivos.

Pero si tu intención es hacer trekking, la ciudadela de Rúpac, también llamada Machu Picchu de Lima y ubicada en el distrito de Atavillos Bajo, es el sitio indicado: es una montaña a 3.500 metros de altura. Este es un sitio de cuenta preincaico con 51 edificios de piedra, algunos de los cuales superan los 10 metros de altura. Un adoional: su monumento más llamativo es el castillo Marca Kullpi.

Churín

Si viajas en bus, el tiempo promedio es llegar es de aproximadamente cuatro horas, pero el clima acogedor y la comida lo valen. El pari —una sopa especial elaborada con carne de cuy, conejo, gallina y res—, el mondongo, el chupe verde y la patasca te conquistarán tanto como sus sitios turísticos, en especial los baños termales.

Baños Termales del Complejo Juventud Baños Termales Mamahuarmi Baños Termales Tingo Baños Termales de Fierro Baños de Huancahuasi y Chiuchin

Las aguas termales de Churín. Foto: Google Maps

canta

La ciudad de Canta se encuentra a tres horas de la capital, entre la costa y la sierra de Lima. Es un lugar histórico porque antes de la llegada de los españoles ahí se presentó la cultura Cantamarca, la cual dejó impresionantes sitios arqueológicos; sin embargo, son los atractivos naturales los que se roban las miradas de los viajeros.

La lista de atracciones está conformada por la catarata de Lucle y la catarata Velo de Novia, unas caídas de agua ubicadas en el distrito de Obrajillo. Además, es el distrito de Santa Rosa de Quives, ubicado más cerca de Lima, y ​​Santa Rosa de Quives Country Club.

Canta es un paraje de sol y naturaleza por explorar. Foto: Andina

Otro de los lugares turísticos que ni tu papá ni tú se pueden perder es la laguna Chuchún, ubicado a 44 kilómetros al este de la ciudad de Canta. Sus aguas de color verde esmeralda conforman uno de los paisajes más hermosos y combinan bien con las puntas nevadas de la cordillera La Viuda. ¡Un paraíso!

Huarochirí

Si bien es perfecto para practicar el trekking y el ciclismo de montaña, Huarochirí es una de las opciones más atractivas por la cantidad de placeres que alberga en sus rutas. Por ejemplo, también puedes comprar pura fruta, palta saltada y chirimoya. También encontrarás las piscigranjas alrededor de la carretera central.

Entre los lugares más visitados resaltan las Ruinas de Japani, ubicadas a 3.500 msnm, al noroeste de Huarochirí. Para llegar hasta este punto es necesario ir a caballo, ya que los caminos son cuesta arriba. También está el Bosque de Zárate entre San Bartolomé y Tupicocha, se trata del último paraíso verde con montañas y quebradas cargadas de agua.

Hermosos paisajes, como los bofedales de Huarochirí, conforme la zona. Foto: difusión

Aquí podrás apreciar el cactus gigantón, el quinual, el espino, el taro, la quishara o el chachacomo. En cuanto a la fauna, observa al gato montés, las vicuñas, las comadrejas y los zorrillos.

Pero tu espíritu aventurero te puede llevar también sobre los 4.100 msnm, en la provincia de San Mateo. La represa de Yuracmayo, alimentada por el caudal del río Blanco, es una laguna en la que hallarás truchas y, a sus alrededores, gansos andinos, vicuñas y huallatas.

huacho

Además del famoso desayuno huachano, que consiste en pan con salchicha huachana, tamales rellenos de cerdo, camote frito y salsa de cebolla con aceitunas, este sitio del norte chico tiene mucho más por ofrecer.

Uno de aquellos rincones maravillosos es un área verde: las Lomas de Lachay, un escenario lleno de flora y fauna, la cual se protege y estudia desde hace muchos años debido a su aporte y diversidad. La fuente principal es la humedad de las nieblas que provienen del océano. Debido a ello, lasas plant que viven aquí tienen la capacidad de captar la neblina para seguir desarrollándose.

En cuanto a la fauna, es común encontrar aguiluchos grandes, el aguilucho común, el turtupilín y el canastero de los cactus.

La playa El Colorado es un sitio tranquilo y privatizado. Foto: TripAdvisor

Pero si tu intención, en cambio, es visitar un paraje más veraniego, dirigirte a El Colorado. Se trata de una de las playas más concurridas por los lugareños debido a su bella geografía y sus cálidas aguas color azul claro. La ruta no termina aquí, ya que la Playa Cocoy es otro de los atractivos. Incluso los visitantes llegan con un único fin, acampar.

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *